no comments

Falcioni prende velas por sus soldados

Insaurralde comanda la tropa de Boca en el entrenamiento de hoy.

Insaurralde comanda la tropa de Boca en el entrenamiento de hoy.

La diferencia de nueve puntos con Atlético Rafaela, su más inmediato perseguidor; el invicto de 23 partidos; la valla menos vencida del campeonato (tres goles en 13 partidos); la solides y la eficacia del equipo no alcanzan para que el técnico Julio Falcioni tenga una semana tranquila. Su preocupación de cara al partido con Vélez Sarsfield son los lesionados. La presencia o no de Nicolás Blandi y el reemplazante del desgarrado Diego Rivero son las dudas que presenta el puntero Boca Juniors a cuatro días de su partido como visitante en Liniers.

La novedad negativa del día fue que Cristian Erbes, precisamente uno de los candidatos a actuar como volante sobre la derecha, se resintió de un traumatismo en el dorso del pie derecho y no pudo completar una práctica entre suplentes y futbolistas de reserva.

Los otros jugadores que el martes presentaban algún tipo de inconveniente, es decir, Rolando Schiavi (lumbalgia), Facundo Roncaglia (fatiga muscular), Clemente Rodríguez (esguince de rodilla) y Cristian Chávez (síndrome gripal) se entrenaron esta mañana en el complejo Pedro Pompilio con normalidad.

De todas maneras, Falcioni cuidó a todos y por lo que nueve seguros titulares para el domingo, a saber, Agustín Orión, Roncaglia, Schiavi, Juan Manuel Insaurralde, Rodríguez, Chávez (puede ser volante por derecha o enganche) , Leandro Somoza, Walter Erviti y Pablo Mouche, realizaron sólo trabajo físico.

En la intensa práctica de 48 minutos, sin goles, entre formaciones de suplentes y reserva, Falcioni probó ideas que tiene en mente y así, Erbes fue volante por derecha y los enganches de los dos equipos fueron Leandro Gracián y Leandro Paredes, en tanto que actuaron como delanteros Sergio Araujo y Orlando Gaona Lugo.

Blandi, que presenta una distensión de gemelo interno derecho y será esperado hasta último momento, trotó por el campo y realizó algunos ejercicios sin pelota mientras que en relación con Darío Cvitanich, ya descartado, la novedad fue que calzó zapatos de fútbol pero sigue sin contacto con el balón.

Juan Román Riquelme, al igual que el martes, sólo cumplió con una sesión de kinesiología y ya hay decisión tomada en cuanto a que no juegue frente a Vélez para que después, ya con muchos más días de recuperación por delante para su fascitis plantar de pie izquierdo, se prepare con vistas al clásico ante Racing.